CONSEJO: CÓMO ALIVIAR EL DOLOR DE LOS PRIMEROS DIENTES

CONSEJO: CÓMO ALIVIAR EL DOLOR DE LOS PRIMEROS DIENTES

La tensión que provoca en las mandíbulas la aparición de los primeros dientes es una de las causas más comunes del llanto de los bebés. La ruptura de las encías y su inflamación provocan dolor, te contamos algunos trucos para aliviarlo. 

–more–

La principal señal de que a un bebé le están saliendo los primeros dientes es que se llevan cualquier objeto o su propia mano a la boca, muerden y salivan en exceso. Así intentan aliviar la tensión y el dolor, que aumenta en verano porque se dilata la encía y disminuye en invierno, cuando se retrae. 

¿Qué podemos hacer para calmar el dolor de los primeros dientes?

Morder es una buena forma de desviar la atención de la tensión mandibular, es recomendable darles trozos de fruta como la manzana o zanahoria, que además retiran las bacterias de las encías y las mantienen sanas. 

Es muy importante mantener la higiene de la boca, aunque no tengan aún sus dientes, se acumulan bacterias que pueden provocar pequeñas infecciones. Bastará con pasar una gasa humedecida por las encías, además el masaje relajará sus músculos y calmará el dolor. 

Otra opción es masajear las encías del bebé con unos cepillos especiales, fabricados con silicona que se colocan en el dedo del adulto. También los mordedores específicos para bebés son muy recomendables, los que se guardan en el congelador son especialmente eficaces ya que el frío calma y reduce la inflamación de las encías. 

Distraer a los pequeños con canciones, cuentos o mimos les hará olvidarse del dolor de los primeros dientes, y con estos trucos seguro que se les hace más llevadero. Para cualquier duda o consulta no dudes en ponerte en contacto, somos especialistas en odontopediatría y nos preocupa la salud bucal de los más pequeños. 

Comparte: