SALUD BUCAL Y OSTEOPOROSIS

La osteoporosis es una enfermedad que afecta a la densidad de nuestros huesos, y por tanto afecta también a nuestros dientes y mandíbula. La prevención y el buen cuidado dental es importantísimo para mitigar sus efectos.

La salud bucal es un indicador eficaz de la salud general, por ejemplo un examen bucal radiológico con TAC puede revelarnos una incipiente osteoporosis y ayudar al tratamiento y la mejora de la calidad de vida.

¿Qué es la osteoporosis?

Es definida como una alteración esquelética caracterizada por una disminución de la densidad ósea, como un deterioro del tejido y un aumento de la fragilidad de la masa ósea.

Aunque es predominante en las mujeres de más de 50 años, también puede aparecer en personas jóvenes por déficits alimenticios o predisposición genética, por eso es recomendable estar alerta para detectar cualquier síntoma. ¡Te los contamos!

Además de la pérdida de densidad de los huesos maxilares, la enfermedad periodontal y la pérdida prematura de los dientes nos advierten de la posibilidad de sufrir osteoporosis. El dolor y ardor bucal son algunos de los síntomas más claros, y aunque pasen más desapercibidos la sequedad de las mucosas o las alteraciones en el gusto nos indican la posibilidad de una osteoporosis prematura.

¿Qué podemos hacer para evitar la osteoporosis?

El consumo suficiente de calcio, vitamina D y el ejercicio regular disminuyen el riesgo de parecer osteoporosis. También evitar el consumo de alcohol y el tabaco ayudan a prevenir esta enfermedad. En cuanto a cómo afecta la osteoporosis en la salud dental es recomendable mantener una buena higiene, utilizar pasta de dientes fluorizada y mantener la prótesis dental en buen estado.

Para más información sobre cualquier tratamiento no dudes en ponerte en contacto con nosotros, ¡estaremos encantados de aconsejarte!

Comparte: